domingo, 24 de enero de 2016

Jeff Foster


El maestro final es la vida misma, y esta enseñanza viva sólo comienza cuando nos permitimos entrar en comunión real con lo que hay aquí, completamente abiertos.
Jeff Foster

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada